Disidencia y represión en Hungría

Todo comenzó con una sorprendente nota de prensa del Ministerio de Asuntos Exteriores húngaro emitida el 23 de Septiembre, diez días antes de que tuvieran lugar las jornadas organizadas por el National Policy Institute (NPI) en Budapest, las cuales se habían organizado con varios meses de antelación y cuya celebración se había hecho pública a principios de Agosto.

Dicha nota de prensa decía lo siguiente: “Consideramos inaceptable que una organización racista americana organizase una conferencia en Hungría junto a radicales rusos. Tal y como ha podido saberse, el Instituto Político Nacional, una organización racista y extremista con sede en Estados Unidos, pretende organizar en Budapest una serie de conferencias del 3 al 5 de Octubre bajo el título “El Futuro de Europa – Perspectivas sobre geopolítica, identidad y nacionalismo”. Entre los primeros conferenciantes anunciados se encuentra el politólogo e ideólogo ruso Alexander Dugin, conocido por su visión radical, racista, nacionalista rusa y antiucraniana, y cofundador del Frente Nacional-Bolchevique y el Partido Euroasiático. El listado también incluye extremistas de ultraderecha como Márton Gyöngyösi. El gobierno de Hungría condena rotundamente todas las organizaciones xenófobas y exclusivistas que discriminan en función de la raza o la religión. Los extremistas quieren utilizar la conferencia para dañar la reputación internacional de Hungría, algo que el ministerio considera inaceptable.”

Richard Spencer Alain de Benoist NPI

Richard Spencer Alain de Benoist NPI

Las falsedades incluidas en la nota hacían sospechar que sucios intereses estaban haciendo campaña contra la celebración de este evento. En primer lugar, el NPI no es una organización racista y extremista, sino “un grupo de pensamiento y firma editorial dedicado a la herencia, identidad y futuro de las personas de origen europeo en Estados Unidos y el resto del mundo”. Por lo visto, cualquier pueblo puede preocuparse de preservar su cultura menos el europeo. En segundo lugar, si algo ha rechazado Dugin a los largo de su obra política es el racismo, al que ha condenado en todas sus formas. Además, acusar a un ruso de ser afín a la ideología nacionalista rusa es absurdo a todas luces. Más bien parece que lo se persigue es el nacionalismo en general. Obviamente, la intención del gobierno húngaro era impedir la celebración del evento a toda costa. La respuesta del NPI ante semejante nota de prensa no se hizo esperar, y el día 26 de Septiembre se publicó el siguiente texto en su blog: “Todas las personas involucradas en la organización del Congreso Europeo solamente pueden expresar su decepción y su asombro ante la reciente nota de prensa emitida por el Ministerio de Asuntos Exteriores de Hungría en relación a las próximas conferencias, las cuales tendrán lugar del 3 al 5 de Octubre. Nosotros nos consideramos visitantes en Budapest y Hungría. Por lo tanto, obedeceremos las leyes del territorio. Aunque algunos puedan no estar de acuerdo con las opiniones que serán expresadas en nuestro evento, no hay nada en el mismo que viole la ley de Hungría. Es importante recordar que el Congreso Europeo es un foro para las ideas: nosotros ofreceremos la oportunidad a los húngaros y a otras personas de todo el mundo de debatir sobre cultura, sociedad, geopolítica y el futuro de Europa. Este tipo de libertad de expresión está protegida explícitamente por la constitución recientemente proclamada de Hungría. Nuestro temor es que toda la información relativa al evento se haya podido perder al ser traducida o, lo que es peor, que el Ministerio este respondiendo a falsos mensajes enviados por aquellos que se oponen al Congreso, así como a la noción de identidad tradicional europea.” Esta polémica generada por el gobierno de Hungría hacía presagiar lo peor, de modo que nadie se sorprendió cuando los perros del sistema ejecutaron las amenazas de los verdaderos amos. Así, en primer lugar, se presionó al dueño de la sala para que cancelase la conferencia, y a los hoteles a que hiciera lo mismo con las habitaciones. También se pidió a los gobiernos de Francia y Rusia que impidieran a sus conferenciantes asistir al evento. Así, a Dugin se le denegó el visado para entrar en Hungría, por lo que no pudo estar presente en el evento. Pero lo más grave estaba por venir. El viernes 3 de Septiembre, cuando las primeras conferencias ya habían terminado y los conferenciantes cenaban junto a los asistentes en el Clock House Café, situado en la zona de Buda, 60 policías entraron en el bar, pidiendo la documentación a todos los presentes y arrestando a Richard B. Spencer, director del NPI y a otro ciudadano americano cuyo nombre no ha trascendido. Al día siguiente tuvieron lugar el resto de conferencias, las cuales se desarrollaron en un sitio improvisado (un restaurante local), consiguiendo atraer a una audiencia de más de 150 personas. Entre estas conferencias destacaron las de Tom Sunic y Jared Taylor, de la organización American Renaissance, que fueron todo un éxito.

Jared Taylor habla en Hungria en un restaurante improvisado

Jared Taylor habla en Hungria en un restaurante improvisado

Pero la situación seguía siendo tensa y la forma de salir del país se veía complicada. Para hacernos una idea de la situación solo es necesario prestar atención a lo que comenta Sunic sobre su viaje de vuelta: “Acabo de llegar a Croacia a salvo en un coche alquilado – desde Hungría y a través de Eslovenia. Ha sido un viaje muy largo. El camino hubiera sido más corto atravesando la frontera de Hungría con Croacia, pero quería evitar cualquier tipo de interrogatorio en esta frontera – como medida de seguridad, por si acaso. Debo decir que he estado verdaderamente preocupado desde mi salida en avión hacia Hungría el 3 de Octubre, y especialmente tras el arresto de Richard. Incluso esta mañana, cuando conducía en mi viaje de vuelta desde Budapest a Croacia. La atmósfera me recordaba a la época de la Yugoslavia comunista, o lo que es peor, a la época de Bela Kuhn.” Sin embargo, Sunic iba más allá y daba su opinión sobre lo que ha representado este evento, de cómo hay que luchar a partir de ahora y de los pasos que va a llevar a cabo para protestar contra esta represión: “Pero ha valido la pena. Estoy seguro de que esto es una clara señal para que todos los nacionalistas de origen europeo se den cuenta de que luchar solamente tras un teclado es una forma de autoengaño. Tenemos que estar presentes físicamente. Estoy seguro de que habéis oído hablar de las buenas charlas que han tenido lugar durante las cenas, con 70 invitados de diferentes lugares de Europa. También sobre nuestras entrevistas con la BBC (la cual ha hecho el siguiente reportaje sensacionalista) y la que hice yo en alemán con Die Welt. A partir de ahora, Richard puede servir como un ejemplo para conferencias similares organizadas en Estados Unidos y la Unión Europea. Creo que el evento de Budapest, aunque censurado, ha sido una reunión histórica. En mi capacidad de ciudadano americano y de antiguo profesor y diplomático, voy a enviar una breve nota al embajador de los Estados Unidos en Hungría y al embajador de Hungría en Zagreb, mostrando mi queja sobre la represión a la libertad de expresión. Ahora estoy tratando de ordenar mis ideas.”

Tom Sunic habla sobre la conferencia del NPI en Hungria

Tom Sunic habla sobre la conferencia del NPI en Hungria

Como dice Sunic, es el momento de estar presentes físicamente. El sistema reconoce que ha colapsado y que no es capaz de seguir engañando a la gente. Y para perpetuarse en el poder solo le queda llevar a cabo una dura represión contra la disidencia, contra aquellas personas que ofrecen una alternativa real. Por eso, es el momento de dar la cara, de hacer que esa alternativa coja fuerza y pueda plantar cara al sistema. Si no lo hacemos así y seguimos como hasta ahora, estamos condenados a una lenta y dura agonía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s